Profesionales de Información y formación académica: el caso de Haití

La noticia sobre las acciones de los médicos boricuas en Haití y su “documentación” de fotos en Facebook ha provocado que reflexione sobre el papel que desempeñamos los profesionales de la información que servimos, orientamos y desarrollamos competencias de información en los estudiantes.  Es evidente que, los médicos del incidente, son profesionales que no tienen la más mínima idea del poder de la información y de las redes sociales como tampoco tienen conocimiento, ni están capacitados para utilizarlas adecuadamente. Incluso los que comentaron luego en los estatus de Facebook sobre el incidente y la persona que lo llevó a la luz pública .  De la misma manera estoy segura entonces que, conceptos como privacidad, identidad digital y derechos de autor,  los deben tener en una nébula también.

Me preocupa porque va más allá de eso. Las redes sociales bien utilizadas son una herramienta valiosa. Estoy segura que los adversarios de éstas dirán :”ves,  por eso no me gusta Facebook”.   El hecho de saber “esconderse” no arregla el problema. La acción, aun cuando no hubiese salido a la luz pública,  es preocupante.  Si las fotos en el quirófano eran de veras “para utilizarlas en la academia” es totalmente ilógico que se colocaran en un grupo público. No saben comperencias de información ni hay una conciencia del poder de la informática social.  Me preocupa.

El Dr. Mario Nuñez escribió una entrada en su blog (¿Ángeles y/o demonios?) donde analiza desde su experiancia y conocimiento las posibles causas de este comportamiento que me hizo meditar mucho sobre todo en el punto número 3:

3. El proceso de adiestramiento que se da en muchas escuelas de medicina lleva a desensibilizar al profesional de ayuda para que no se identifique con su paciente y de esa manera no sea afectado por sus emociones. ¿En que grado el currículo en las escuelas de medicina prepara a los médicos para responder adecuadamente a estas situaciones? ¿Aprenden los médicos a no sentir y a no ser empático para poder realizar su trabajo “eficientemente”? Y este problema no se revuelve con cursos de ética y juramentos de naturaleza artificial. Requiere un transformación de carácter que parece no ser parte de los objetivos de la mayor parte de las escuelas de medicina.

En términos de currículo nuestra colaboración debe estar presente en el cien porciento del estudiantado.  Todos y cada uno de los estudiantes egresados de instituciones universitarias deben desarrollar sus competencias de información integradas al currículo y desde la perspectiva de su desarrollo profesional.  Sabemos que no es el caso.  Hay falta de presupuesto,  por lo que no hay suficientes bibliotecarios docentes (al menos en la academia) para alcanzar esa meta así como todavía se le resta importancia a ese aspecto en la práctica aunque en la teoría muchos profesores están de acuerdo.

Me preocupa la ética profesional que va desde el respeto al ser humano (no importa la profesión) hasta los derechos de autor porque todo está ligado.  Una cosa lleva a la otra, estamos hablando de honestidad y valores. Esa es la base para la transformación de carácter que establece el Blogfesor Nuñez, donde cada docente, ya sea curricular o bibliotecario, desde su espacio aporta a esa transformación.

Las fotos de armas y bebidas no es otra cosa que inmadurez,  ganas de sentirse “cool”,  y como dice el Blogfesor,  no están preparados para situaciones como esa…solo a la presión profesional del hospital urbano.  No son sólo los muchachos jóvenes a los que les encanta enseñar la bebida en un jolgorio,  ya eso ha pasado a ser un símbolo de estatus.

Creo que este es un tema que necesariamente los profesionales de la información tienen que investigar, planificar proactivamente y trabajar,  ya que este incidente es un reflejo de lo que ocurre ahora mismo en la academia, la formación de profesionales y Puerto Rico.

2 comentarios en “Profesionales de Información y formación académica: el caso de Haití

  1. Jose Sanchez dijo:

    Ross
    Me parece muy acertada tu entrada aligual que la de Mario. Creo que se confunden las cosas al atacar a Facebook. Es como el dicho de que el problema no es robar…es que te cojan. Es improtante que los elementos éticos que aqui se manifiestan sean discutidos en contextos educativos mas allá de el médico puesto que todo los profesionales, como decía Paulo Freire tiene una deuda con su sociedad que les permitió convertirse en tales.
    Saludos

    • llamadavirtual dijo:

      Estoy de acuerdo. El incidente es un reflejo de todos no solo de los médicos y es necesario reflexionar el peso y la importancia de la ética más allá de un curso requerido.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s